Teléfono de la Esperanza
Sevilla
Sede local de Sevilla

Teléfono de la Esperanza de Sevilla

La cuna del Teléfono de la Esperanza

CIF G85590685. ONG de Utilidad Pública. NICA 43087. (Acceso para personas con movilidad reducida C/ Imaginero Rafael Barbero.)

Teléfono954 576 800

Avda. Cruz del Campo, 24. 41005 Sevilla Fax 954582375. sevilla@telefonodelaesperanza.org

Conclusiones de las jornadas sobre el suicido en Sevilla

CONCLUSIONES EXTRAIDAS DE LA MESA "PERSPECTIVAS  Y ABORDAJES SOBRE EL SUICIDIO" ORGANIZADA EN LOS ACTOS PARA LA CELEBRACIÓN DEL DÍA MUNDIAL PARA LA PREVENCIÓN DEL SUICIDIO

 
 
Conclusiones:
 
El  suicidio   es  un  grave   problema  de  salud   pública  del  que   no  se  habla abiertamente,a pesar del elevado número de víctimas anuales.
 
Desde  el año  2002, la OMS aconseja  que  se hable  abiertamente del suicidio  y pide a los medios  de comunicación que así lo hagan  pero  de manera  objetiva y huyendo del sensacionalismo.
 
Hoy día no se trabaja en prevención del suicidio  ya que ni siquiera existe un plan nacional de prevención del mismo.
 
El suicidio  es prevenible pero requiere  de una estrategia  multisectorial en la que participen varios agentes sociales.
 
Andalucía tiene una de las tasas más elevadas de suicidio.
 
Hay casos de suicidios  que no se registran como  tales porque se identifican con otra  causa  de  muerte y  porque hay  datos  que  se pierden al  traspasar  la información de los institutos de medicina forense a los de estadística.
 
En Andalucía disponemos  de algunos  materiales y guías más encaminadas a tratar  el  duelo  que  sufren  familiares  y  personas cercanas a una  víctima  de suicidio que a tratar a la propia persona en sí.
 
Entre un  6% y un 8% de  personas diagnosticadas  de Trastorno  Límite de  la Personalidad  consuman  el  suicidio,  constituyendo   uno  de  los  grupos   de población con mayor vulnerabilidad.
 
No todas las personas que llevan a cabo un suicidio padecen una enfermedad psicopatológica, ya que una crisis puntual  puede llegar a desencadenarlo (abandono,pérdida de un ser querido, desempleo...)
 
La tasa de suicidio en miembros de las Fuerzas de Seguridad del Estado son muy elevadas,constituyendo así otro grupo de gran vulnerabilidad.
 
Las muertes  por  suicidio  afectan a muchas  personas, más allá de  la propia víctima   o  la  familia   (amistades,  compañeros/as   de  trabajo,  vecindario...), teniendo una media de unas 100 personas afectadas.
 
La evaluación clínica es una herramienta  fundamental  para valorar la conducta suicida.
 
Hay factores de riesgo modificables y otros que no lo son, por lo que conviene centrar esfuerzos en esos factores modificables.
 
La impulsividad y la agresividad son factores muy predisponentes al suicidio,del mismo  modo  que  lo  son el pensamiento  dicotómico,  la rigidez  y  la escasa habilidad para la resolución de problemas.
 
Existe cierta  heredabilidad   genética  y  correlación  con  situaciones  como  el consumo  de  tóxicos  en  población  masculina  y  el abuso  sexual  infantil   en población femenina.
 
A mayor  edad, los intentos  de suicidio  se reducen, pero  por el contrario, se consuman más casos.
 
Existen algunos  trabajos que arrojan  luz sobre esta cuestión como  el estudio "FRIENDS" para identificar los Factores de Riesgo en Defunciones por Suicidio, ya que existen muchos factores pero son inespecíficos.
 
Una de las estrategias más favorecedoras es reforzar el compromiso  vital de la persona que presenta ideas suicidas, entendiendo esto como un compromiso con el mantenimiento de la vida.
 
Cuando no es posible contener una conducta  suicida, es imprescindible buscar apoyos en otros recursos/personas y desarrollar un plan de crisis personal con la persona que presenta conductas suicidas.
 
Hay  que   hacer  accesibles  los  escasos recursos  de  prevención   existentes, utilizando números de teléfono cortos.
 
Ante un intento de suicidio,aparecen algunas reacciones contraproducentes en familiares y allegados a la víctima como son la sobreprotección, la negación, el desafiar y retar a la persona.
 
La capacitación y formación  dirigida  a profesionales  es muy  escasa y la que existe, es organizada e impartida  por entidades privadas.
 
Quienes atienden  crisis suicidas a través de servicios de emergencias  (112 ó Teléfono   de   la   Esperanza) sufren   un   gran   estrés  debido   a  la  altísima adaptabilidad  que requiere  esa atención, ya que en esos servicios se atienden llamadas de distinta índole y gravedad.
 
Los servicios de emergencias detectan un repunte  de las llamadas de temática suicida en verano y diciembre,coincidiendo con los periodos vacacionales.
 
Solo en el verano de 2019, se han registrado más de 800 llamadas de temática suicida en los servicios de emergencias.
 
 
 
Participantes:
 
Leticia Alonso Sánchez,psicóloga Asociación AVANCE en Defensa de la Atención de Trastornos de Personalidad.
Ma Salud Grisalvo Martínez, coordinadora del Área de Emergencias y Desastres del COPAO.
Dr. Lucas Giner Jiménez,psiquiatra,profesor titular de la Universidad de Sevilla.
Domingo  Carrasco   Cerca,  asesor   técnico    de   gestión   de   Emergencias de Andalucía.
 
 

© 2008 · Asociación Teléfono de la Esperanza · Reservados todos los derechos · Avda. Cruz del Campo, 24. 41005 Sevilla (954 576 800).

ENTIDADES COLABORADORAS

 

          Escudo del Ayuntamiento de SevillaDiputación de Sevilla    

                

 

 

 

 

 

Servicio Sanitario integrado en una organización no sanitaria NICA 43087